Carga de entrenamiento definicion

carga de entrenamiento huawei

Ponga a un grupo de personas en la misma situación y reaccionarán de forma diferente. De hecho, la misma persona puede reaccionar de forma diferente cuando se enfrenta a la misma situación en dos días diferentes. Esto es cierto en todos los ámbitos de la vida y ciertamente lo es cuando se trata de la fisiología del atleta.

En combinación con la información de la carga externa, los datos de la carga interna proporcionan una visión general de la carga de entrenamiento para dar a los entrenadores una comprensión más profunda del estrés fisiológico al que se someten los atletas durante una sesión de entrenamiento, al tiempo que proporcionan datos cuantitativos sobre si una sesión está teniendo el efecto deseado.

La carga interna es el «estrés biológico relativo impuesto a un atleta durante el entrenamiento y la competición». En pocas palabras, es la forma en que el cuerpo reacciona fisiológicamente a la carga de trabajo de una determinada sesión.

Existen varias medidas utilizadas para controlar la carga interna de un deportista. A nivel básico, las medidas subjetivas incluyen la escala RPE (índice de esfuerzo percibido) y los cuestionarios de bienestar. Éstos dependen de la precisión de los informes de los propios atletas.

precisión de la carga de entrenamiento de garmin

Antecedentes: La relación entre la carga de entrenamiento, especialmente la carga interna, y el estado de recuperación-estrés es de vital importancia para evitar adaptaciones negativas en deportes de alto rendimiento como la natación. El objetivo de este estudio fue analizar la relación individual de efecto lineal retardado entre la carga de entrenamiento y el estado de recuperación-estrés con métodos de series temporales de un solo caso y monitorizar el estado de recuperación-estrés agudo de nadadores de alto rendimiento de forma económica y multidimensional a lo largo de un macrociclo. Se utilizó la Escala de Recuperación y Estrés Agudos (ARSS) para el seguimiento diario del estado de recuperación-estrés. Los métodos session-RPE (sRPE) y acute:chronic workload-ratio (ACWR) se utilizaron para comparar diferentes métodos de cuantificación de la carga interna de entrenamiento con respecto a su interrelación con el estado de recuperación-estrés.

Resultados: Se observa una gran variación de la carga de entrenamiento en las fluctuaciones individuales semana a semana, por lo que las fluctuaciones individuales pueden diferir significativamente de la media general del grupo. El rango también muestra que el CCC alcanza individualmente valores superiores a 0,3, especialmente con sRPEkm como variable principal. En general, existe un amplio rango con diferencias significativas entre las dimensiones de recuperación y estrés del ARSS y entre los métodos de carga de entrenamiento, siendo el sRPEkm el que presenta el mayor rango (Rango = 1,16). Las altas diferencias interindividuales entre los atletas se encuentran en la fuerza y la dirección de la correlación | 0,66|≤ CCC ≥|-0,50|. Los efectos retardados en el tiempo (lags 0-7) son muy individuales, sin embargo, se pueden observar patrones claros.

ejemplos de carga de ejercicio

En los últimos 30 años se ha producido un aumento del profesionalismo en el deporte y con ello ha aumentado el interés por el enfoque científico del entrenamiento y la recuperación de los deportistas de élite. Para los atletas, el equilibrio entre el estrés y la recuperación es crucial para mejorar el rendimiento deportivo (Kellmann, 2010). Por un lado, se requiere un estrés físico adecuado en forma de carga de entrenamiento que produzca fatiga y dé lugar a la adaptación de los distintos sistemas corporales (Smith, 2003). Por otro lado, la recuperación del estrés del entrenamiento también es importante si se quiere superar la fatiga, optimizar la adaptación y lograr la consiguiente mejora del rendimiento. Dado que el entrenamiento, y por lo tanto la adaptación, y el posterior rendimiento se verán comprometidos si no se mantiene este equilibrio, es vital controlar el estrés y la recuperación en los atletas.

Además de las cargas de entrenamiento, los deportistas de élite suelen encontrarse con estrés de otras fuentes como las sociales, las relacionadas con el trabajo, el estilo de vida y las relaciones entre el deportista y el entrenador. El trabajo pionero de Pierce y Stratton (1981), sugiere que los atletas jóvenes experimentan el mayor estrés cuando tienen un mal rendimiento, cometen errores y cuando perciben la presión de los padres, entrenadores y compañeros de equipo (Pierce y Stratton, 1981). Los deportistas que también cursan estudios universitarios son muy propensos a los factores de estrés relacionados con los estudios, como las exigencias de los cursos, el equilibrio entre los estudios y la vida privada, y la tensión financiera (Stallman y Hurst, 2016).

qué es una buena carga de entrenamiento

Cuando la revista The Master Skier publicó «Training with TRIMP» de Dan Heil (número de mediados de la temporada 2008-2009, pp. 33,40), me entusiasmé. Heil introdujo una forma de calcular la carga de entrenamiento utilizando un método llamado TRIMP o TRaining IMPulse, y yo había estado buscando un método de este tipo.

La carga de entrenamiento se define como intensidad x duración. Cuanto más duro y/o más largo sea el entrenamiento, mayor será la carga de entrenamiento.    La carga de entrenamiento también puede ser la carga acumulada si se mide a lo largo del tiempo. Suma la carga de entrenamiento de cada día durante una semana y tendrás la carga de entrenamiento de la semana.

La carga de entrenamiento es diferente del volumen de entrenamiento, el número de horas que se entrena. Dos atletas pueden tener el mismo volumen de entrenamiento (por ejemplo, 300 horas al año), pero tener una carga de entrenamiento acumulada muy diferente.

La primera razón para hacer un seguimiento de la carga de entrenamiento es asegurarse de que la carga de entrenamiento aumenta con el tiempo. Estar más en forma como esquiador de fondo (o corredor, o ciclista, o lo que sea) requiere un aumento progresivo de la carga de entrenamiento. El aumento estresa las células, los tejidos y los órganos y los obliga a adaptarse a los niveles más altos de estrés. Durante la recuperación entre sesiones, se produce el efecto real del entrenamiento: el cuerpo se recupera de la avería reconstruyendo una infraestructura más fuerte.